domingo, 18 de octubre de 2009

Clara descubre un nuevo acueducto romano


Ayer día 6 de julio ocurrió un milagro. En un caluroso día de verano, 36 obreros trabajaban duramente excavando para construir un edificio. Nuestra protagonista, Clara, tenía como función vigilar a los obreros para ver cómo iban.

La obra estaba prevista terminarla por la noche, pero por culpa de un fallo fueron con retraso; entonces Clara empezó a trabajar como los otros obreros. Llevaba ya una hora excavando cuando de repente se encontró con un trozo de piedra romana. Siguieron excavando durante toda la noche y ocurrió el milagro del que os hablaba al principio de la noticia: apareció un acueducto.

El alcalde de Mérida, Don Juan, asistió rapidamente para ponerle nombre al acueducto y hacer una celebración por el nuevo monumento romano, llamado "Acueducto de Clara" en honor a la persona que lo descubrió.

Ese día fue muy especial para Clara.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

1. Presta atención y no cometas faltas de ORTOGRAFÍA.
2. Revisa el texto antes de enviarlo.